Barcelona es bona si la bolsa sona

No podía La Guinda escaparse de la actualidad nacional  a pesar de los muchos buenos propósitos que me había hecho para dejarlos de lado. Se trata simplemente de que me parecía un asunto de poquísima importancia al que había sobredimensionado la casta periodística.

Al final una Constitución, un país detrás de ella y diecisiete territorios con lo de “virgencita virgencita…”. Este fue el gran invento de Suárez, quien sin duda pensó, como todos los españoles, que no íbamos a ganar nada con el invento, “anda y que les den que no van a ir a ningún lado”. Y si van, ya saldrán otros que dirán “para mí también”.

Primero fueron los vascos armados de convincentes Parabellum manejadas por un puñado de especialistas con la más que complicidad de unos locos criados en los más oscuros Seminarios. Aquello fue terrible pero murió de extinción natural.

Ahora llegan los otros, sin pistolas -por el momento-, pero con mucho más follón. Son muchos pero sólo quieren dinero, bien a pelo- bien disimulado en poderes locales desde los que se pueda pedir dinero. Aquí llega la maldición de Suárez, acertada como el tiempo ha demostrado, de que los demás vendrían a pedir lo mismo porque les entraría un legítimo ataque de envidia. Así están las cosas y nadie encuentra una vía de salida. Entre medias hay otros, aún más ridículos, que se limitan a pedir que a los médicos de media España no se les entienda cuando hablan. ¡¡Si ya no les entendíamos!! Viva Suárez.

La vida cotidiana: el Madrid, sigue su anodina existencia. Como diría el general hitleriano “vamos de victoria en victoria hasta la derrota final.” El dúo Floren-Zidane lleva directamente a la catástrofe y el calvo se da cuenta al final y se pone, como ayer, a hacer limpieza de corrales para que, como las ratas, unos cuantos traten de salvarse del naufragio.

Anuncios
Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Guerra de Funcionarios

Aprovecho esta ocasión de mi enésima reaparición para poner de relieve  lo que ha sido un hecho relevante cuyas raíces se hunden en las más casposas  covachuelas de la ya larga vida de la posguerra burocrática.

Me refiero al enfrentamiento entre el Gobierno y el Consejo de Estado, lo que es lo mismo que decir entre los Abogados del Estado, comandados por Sorayita, y los Letrados del Consejo a cuyo frente parece que han estado los antiguos amigos Ledesma y la colorines, una tal Fernández de la Vega .

Desde tiempo inmemorial ha existido el enfrentamiento.  Los “A. Del E.” tienen más tradición, más poder y son más numerosos. Los letrados más prestigio y más privilegios.  Salían muy pocas plazas en cada oposición y se granjearon la fama de que eran las más difíciles. En la actualidad sus sectores más dinámicos son del PSOE y de ahí las personas antes citadas.

Pues en éstas no se le ocurre otra cosa a la Sorayita que enfrentarlos por una cuestión baladí y, claro, los sociatas han reaccionado como panteras siguiendo su máxima de “haga Vd. el mal sin mirar a quién” que tanto les gusta, principalmente cuando el quién es el PP. La colorinas está como loca por la relevancia alcanzada y la cuestión ya se ha disuelto en las ajetreadas aguas de la política nacional.

Lo demás se centra en el bucle de la barretina y su invento del exilio en Bruselas. Lo único verdaderamente grave  y trascendente es que un país de la Unión sirva de refugio para una banda de golpistas contra un Estado “amigo”. Dicen que la Unión no tiene más identidad que los negocios. Yo creo que ni eso y que España tenía que haber sido mucho más enérgica contra el “aliado”. Frente a ello ha cedido por razones turísticas, lo único que parece motivar la política nacional. O sea los negocios.

Por último, el Madrid. La maniobra del amo y el esclavo (Florentino y Zidane) ha dado sus frutos y se ha cargado un equipo que parecía indestructible. Menos mal que la casa de Waterloo parece grandecita y a cambio de una modesta cantidad podría albergar a la parejita. En caso contrario se irían de okupas porque cara les sobra.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

La España perpleja

De todos los problemas que plantea la burocracia golpista de la antigua Cataluña, ahora ya no sabemos su nombre, el que más me preocupa es el demográfico. No sabemos, tampoco quizás importe demasiado, si son más o menos que los demás, pero a mí me parece que son los más jóvenes.

Pujol y Mas consiguieron que les regalaran la Educación y ahora vemos las consecuencias. Son hordas de chavales incendiando un territorio. Me temo que lo peor está por venir y lo peor es la tragedia.

En el Pais Vasco pasó lo mismo y luego todo va cayendo en el pozo del olvido para alegría general y eso que allí había un escaso respeto a la nuca ajena.

Publicado en Sin categoría | 1 Comentario

España ha dejado de ser andaluza

Creo que fue Azaña quien dijo, con su rara habilidad para equivocarse en las predicciones,  que, como consecuencia de no se cuáles elecciones,  España había dejado de ser católica. La que nos esperaba.

Bueno, como nunca aprendo, ahí va la otra a la que se refiere el título. Confío en no equivocarme pero lo digo con la boca pequeña porque, en primer lugar, no me importa , es más, si tengo que elegir prefiero Andalucía, mi segunda casa al cabo, que cualquiera otra. En segundo término porque los regionalismos me parecen símbolos de atraso y a mí  me gustan las tendencias modernas y no las medievales y, por último, son mucho más simpáticos que los demás.

Desde que el González anterior, con la aquiescencia de la CIA, inventó el PSOE,- lo que había habido antes no tenia nada que ver- la política en España se había decantado por el andalucismo. Sus dirigentes salían de allí, sus principales tonterías las decían allí y aquello era un cortijo al que le sacaban muchísimos frutos. Vicepresidentes, ministros, diputados, simples altos cargos de personas influyentes y muchos otros tenían allí sus covachuelas desde donde influían en Madrid o Cataluña.

Su estilo era simplemente folclórico. Somos maltratados por un poder secular y necesitamos toca clase de reparaciones. Aves, autopistas, Eres, formación. Cualquier cosa era poca. Tanto, tanto dinero que las arcas rebosaban y cuando esto sucede no hay otra salida que los “desvíos”. La política se quedó en el vacuo folclore de Susana y al primer pinchazo al globo se desinfló. Ya no hay nada como no lo hubo nunca.

La vida ha cambiado con las célebres primarias. Un chico creo que de Alcobendas se ha llevado el gato al agua y este sabe bastante poco de Andalucía y su circunstancia. Nada que ver con Boabdil. No me lo imagino ni en las Ferias, sean de Sevilla o Jerez, ni las semanas por santas que sean ni en las romerías. Este, como mucho, se cree que Andalucía es Doñana donde hacerse fotos de ecólogo de vacaciones y sin reparar en que allí no hay más seres humanos que otros como él.

Ya veremos en qué queda todo. Disminuir la influencia no parece cosa mala pues como el tiempo ha demostrado la que había no ha sido precisamente benefactora, pero las alternativas dan mucho, pero que mucho, miedo.

Quería hoy añadir una reflexión que, por una vez, ha de ser enteramente jurídica. Vaya la que ha liado la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Impuesto de Bienes Inmuebles y la posibilidad de recuperarlo en los casos de disminución del precio con respecto al que se pagó en la compra. Si una cosa costó cien y se vendió por ochenta, caso habitual durante la crisis y aún en la actualidad, no se puede cobrar un impuesto cuyo fundamento era la ganancia.

Hasta ahí lo entiende cualquiera pero resulta que la ley dijo naranjas de la china y estableció un sistema de precios objetivos. A través del valor catastral o los índices de las Comunidades Autónomas los precios no tienen derecho a bajar y te cascan por cualquier transmisión alcanzando por supuesto a Donaciones y Sucesiones. El Constitucional se ha cargado el sistema pero, en mi opinión, no ha solucionado nada por mucho que los abogados masivos o los periodistas piensen, o digan, lo contrario.

Por encima de los valores objetivos están los propios precios. En un supuesto normal si la escritura de compra puso cien  y la de venta setenta no hay nada que objetar pero lo que no se puede hacer es computar la compra como ciento veinte porque hubo un dinerillo que se me había olvidado. Precisamente el sistema actual tuvo su origen en evitar los “olvidos” con precios objetivos. En la práctica el sistema funcionó porque los precios de compra siguieron siendo bajos pero la crisis los disparó y ahora vienen los lamentos.

La cuestión se complica aún más con los precios de venta y su prueba real. La escritura es un principio de prueba pero nada más. Si se intenta ir al mercado la prueba pericial necesaria desanima al más pintado y aquí no vale lo de exponer anuncios de venta o citar el caso del vecino. Total que todavía no he visto a nadie recuperar un euro y algo de crédito he de tener cuando hasta hace algunos años, muchos ya desgraciadamente, era el Magistrado que más sentencias había puesto en esta materia. La inundación de pleitos era de tal calibre que en Madrid existía un Tribunal – duró varios años-solamente dedicado a esta materia. El Tribunal seguía existiendo cuando se había cambiado el sistema.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Fiscaliza que algo queda

Bueno, pues ha llegado la hora de ocuparse de los fiscales. Nunca he tenido demasiado trato con ellos dado el hecho de que mi labor profesional no estuvo dedicada al derecho penal y dado también  que en mi época las labores de la fiscalía excedían muy poco de dicho ámbito jurídico. En la actualidad me limito a una pequeña pero cordial relación con el Fiscal General y  tres fiscales con los que comparto partidista de mus, que siempre gano, los miércoles que coincido con ellos. Dos se dedican  a  la protección de menores y otro está jubilado.

En el mundo de los tribunales los fiscales nunca han  tenido una reputación excesivamente positiva. Siempre se han visto lastrados por su actitud acomodaticia a la hora de elegir destinos cuando su oposición era común con la de los jueces teniendo en cuenta que eran para ellos las capitales de provincia, cuestión que en nuestro país daba entonces lugar a una vida más confortable. Tampoco su trabajo era notablemente difícil pues en muchísimas ocasiones, de eso tuve alguna práctica como juez, se limitaba a ratificar la denuncia policial y luego esperar al fallo judicial.

A todo esto se añade un segundo factor de singular importancia para analizar su papel en las circunstancias actuales. Los fiscales han estado siempre mucho más vinculados al poder ejecutivo, o sea , al Gobierno que los jueces. El Fiscal General no suele proceder de la Fiscalía, así sucede ahora, y sus titulares se sienten mucho más independientes, pero los demás tienen un tufillo a funcionarios que, cuando llegan los momentos difíciles, repele en gran medida. ! y encima quieren que instruyan las causas !

Todo esto viene a cuento del panorama actual. El PSOE tuvo gran cuidado, como hizo en el resto de la Administración, de velar por la afinidad sociológica en sus nombramientos y somos muchos los que pensamos, como sucedió al revés en el régimen anterior, que la Fiscalía en sus cargos medios era de tintes socialistas. Sólo así tiene explicación el ridículo incidente ante el que nos encontramos. Unos fiscales, con un motivo banal, dicen que un secretario de Estado, sin aportar un mínimo indicio, ha “filtrado” un documento relacionado con el mantra de la corrupción. Después dicen ” perdón, yo no he sido ” y se quedan tan panhos.

Las cosas suponemos que no quedarán así a pesas de la exasperante actitud de Rajoy de mirar hacia otro lado en situaciones comprometidas. Esto es demasiado y creo que Manolo Moix no lo permitirá. Un fiscal parlanchín, por muy atractiva que sea su constante presencia en la prensa tiene en otro sitio su lugar adecuado y ese lugar se llama calle. Ya está bien.

Por otra parte está lo de las primarias. A quién se le ocurriría inventárselas para que no nos faltara de nada. En España al manos son una calamidad que solo sirven para declarar guerras por si no tuviéramos ya unas pocas. Hay que ser brutos.

Por último, los huesos de Franco. Como dije hace unos días estoy tan en contra de la memoria histórica como del esperpento histórico. Ni se trata de trasladar muerto ni tampoco de conservar sin ton ni son un monumento a un golpista de consecuencias criminales. Franco fue lo que fue pero no parece idóneo que exija una celebración su machada con un símbolo religioso y, por lo menos, doscientos mil cadáveres debajo. A estos efectos me da igual si se dice que ya tuvo tiempo de hacerlo el PSOE y que dejemos en paz a los muertos. La cruz y los muertos siguen ahí bien a la vista de todos. La situación debe arreglarse bien sea trasladando restos bien derribando el esperpéntico monumento.

 

 

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Un pequeño consuelo

Dentro de la gran tragedia que afecta al PP, por las cualidades morales y políticas de muchos de sus dirigentes en  Madrid, daré noticia de un pequeño consuelo en la persona del abogado defensor, hasta el momento, de González. Lo he visto en la tele y se trata de Esteban Mestre, catedrático de Derecho Penal y Abogado.

Conozco a Esteban desde años en grado suficiente para alabar su gran seriedad profesional y solvencia personal. Pertenece a esa clase de abogados, tan poco de moda, de semblante pacífico y ajeno al escándalo periodístico que tan bien le va a venir a Nacho, quien es víctima de un proceso impopular donde cualquier leña caería en el fuego. Soy consciente de la escasa importancia que puede tener el papel de un abogado en las circunstancias que concurren pero nunca está de más contar con alguien que, cuando menos, no empeorará la situación.

La intervención de Esteban sobre sus consideraciones acerca de la prisión provisional fueron magistrales y ayudaron a concluir cuán impropias son las valoraciones basadas en el odio por presuntos delitos que despiertan un ansia de venganza únicamente satisfecho a través de una provisionalidad que se interpreta como anticipo de sentencia. Siempre he considerado que podría arbitrarse, como en el derecho inglés, una figura rápida intermedia que permitiese otorgar mayor solvencia a una sentencia inmediata.

En el fondo la cuestión está envenenada por la presencia constante de Esperanza que contamina todo lo que toca y que padece un insufrible y pasado de época síndrome de chulería mezclado con pijismo capaz de demoler un partido político. Recuérdese su repugnante actitud huyendo de los policías municipales después de parecerle normal aparcar en el carril-bus de la Gran Via para utilizar un cajero. y pedir auxilio a la Guardia Civil que custodiaba su casa para quitarse de encima a los guripas municipales que con tanta justificación la perseguían.

De aquellos polvos, es un decir, estos lodos. Todo Madrid lo sabía desde hace años pero ella, por lo visto integrante de la escuela de pensamiento infantil- no lo digo por los niños sino por la Infanta- no sabía ni tan siquiera de donde salía el dinero para ir a la compra. Sois unos caras de mil demonios y ahora no valen las lágrimas de cocodrilo. La presencia de Nacho es irrelevante, no lo conoce nadie, pero Espe y sus allegados es como para darles de  comer aparte.

La otra tragicomedia es la del Madrid. Por fin Florentino se ha tenido que quitar la careta  y ha aparecido como culpable auténtico de una alineación sin poderle echar la culpa al bobalicón del francés y eso ante un Barsa que le pintó la cara en un santiamén. Adelante tres inútiles, en el centro tres medio inútiles y atrás Ramos que lo mismo mete un gol que se lo mete o falla un penalti o cree, es muy bruto, que un árbitro va a perdonarle siempre la entradita a Mesi.  Piqué, y cuidado que me cuesta decirlo, a veces lleva razón.

Publicado en Sin categoría | 1 Comentario

Cuestión de tiempo

Me despiertan los medios con la noticia de la detención de Nacho González a cuenta de sus “business” en el Canal se Isabel II. Este chico, del que no tengo malas referencias personales sino lo contrario, fue excesivamente aficionado a meterse en charcos de la mano de su amigo Granados y de su santa Lourdes.

No quiero adelantar opiniones entre otras cosas porque el perseguidor, Velasco,  es también aficionado a los charcos pero como ya he dicho el asunto del apartamento en Marbella, que sigue sin saberse quién se lo vendió, apestaba desde el principio. Ya veremos pero el pobre Nacho cuenta con el problema de que su enemiga principal es Cristinita la sucesora, alguien como para echarse a temblar.

La Semana Santa la he pasado en mi refugio costasoleño con breve incursión a la madrugá sevillana. Allí acudí a la salida de La Macarena cumbre de la pesadez que me dejó planchao. La única ventaja fue que, al estar algo orillada, impidió que me afectaran los incidentes callejeros pero, de todas formas, doce horas seguidas en la calle, incluida toda la noche, me han vacunado para toda la vida. Menudo coñazo.

El viernes ya estaba de vuelta en Madrid gracias a que el volante iba a cargo de mi hijo. Vine, además, por mi tierra, Extremadura, y si no fuera porque tuve que estar atento a que mi hijo Aquiles, el de los pies ligeros según la Iliada, no se pasara en exceso. Como en la carretera no iba nadie en un pis pas me palnté en Madrid. Mi hijo tuvo la delicadeza de presentarme en Sevilla a una chavala maravillosa que según parece es bastante más que amiga. Me alegro mucho y, como decía mi mujer, si la cosa no prospera tendremos la ocasión de conocer a más chicas fenomenales, una vez pasado el disgusto.

Poe aquí la vida parece adormilada. Políticos y periodistas, que en la práctica son lo mismo, no dicen ni hacen nada con la excepción de los socialistas que allá van con ese disparate que se han inventado que son las primarias. Todos se dedican a decir cosa periféricas y personales pero nadie cuenta lo más mínimo sobre qué van a hacer con el Impuesto de la Renta o con Turquía en la Otan por poner ejemplos de lo que serían sus funciones en caso de ganar.

Por último, el Madrid capítulo propio de estas vacaciones. Otro árbitro que se pasó siete leguas anoche. Entre expulsados absurdos y goles en offside nadie es capaz de pronunciarse sobre cuál debió ser el resultado real. Como sabéis estaba a punto de hacerme del Atleti pero he vuelto a cambiar, me hago del Bayern y sea lo que Dios quiera.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario