La vida sigue…………….

Con tanto follón político como el que nos han liado los partidarios de Grecia o de Venezuela, que dudan cuál de los dos modelos es mejor para nosotros, se nos olvida que la vida extraoficial sigue con toda clase de miserias y a veces de alegría. En la política para la guinda lo más novedoso es que Rajoy, por fin , se haya dado cuenta de que es víctima de una conspiración de los medios afines a Planeta y Berlusconi ( Mediaset) quiénes han descubierto que a cambio de unos euros se podían cargar la libertad de un país. Roures es un liberticida sin escrúpulos y el italiano un líder de la mafia cuyos jefes se desconocen.

Sin embargo España es bastante más que estas cosas y tiene que tirar palante a despecho de las flores de un solo día. Rajoy es un triste incapaz de suscitar el mínimo entusiasmo a la espera de que alguien sensato le enseñe la puerta de salida a favor de Núñez Feijoo o de otro similar. Pero, como decimos, mientras se reparten la pasta, la vida sigue.

Lo primero el fútbol que, lejos de ser un deporte o un espectáculo, no es sino la puesta en escena de otra rama de la política. El Barsa es una variante de las tendencias antiespañolas que se manifiestan de las formas más extrañas. A mi me parece que debe obligarse a que todo lo jueguen en Berlin. Manchan menos calles. En lo deportivo no es que jueguen mejor que los demás y a años luz del Madrid; es que juegan a otra cosa.

Después, los toros. El afán de codicia se ha cargado una fiesta singular porque ni hay toros, dada la degeneración de la raza, ni hay toreros para los poquitos toros .que quedan. Los toros son todos de Domecq, ganadería que debería prohibirse y los toreros ya son todos una especie de enfermeros de la Cruz Roja cuya única misión es que el toro no fallezca antes de su momento procesal oportuno. Al final, fracaso estrepitoso de San Isidro, templo sagrado del aburrimiento. ¿se extinguirá antes la afición o los aficionados?

En todo este teatro lo que llama más la atención es lo de la corrupción del Blatter y compañía. Ha tenido que ser la CIA o el FBI quienes hayan dicho que los campeonatos mundiales estaban amañados  desde su preparación algo que, por otro lado, sabíamos todos. Lo más divertido es la personalidad y procedencia de los imputados que no guardan la menor relación con la cosa. Ellos con tal de trincar y votar tenían bastante. Personaje de poca dieta en todos los aspectos hasta que se pasaron de la raya, en el doble sentido, y se aliaron con el padre de todos los vicios, un tal Putin,  cabreando así al niño Obama que está que trina desde lo de Crimea.

Nadie sabe como acabará la historia pero yo, en su lugar, evitaría los viajes a USA tanto para ellos como para sus niños porque estos tíos te meten en la trena así, de golpe, y las quejas al maestro armero …y nunca mejor dicho.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s