Otra vendrá que bueno te hará

Lo único razonable y cierto que ha dicho Espe en su vida es que Nacho era el político más decente que había conocido en su vida. A la vista de sus amigotes de la Gurtel, del Granados y del Báscenas, probablemente llevaba razón. Sin duda es el más decente de la banda. Lo que pasa es que eso de que un Presidente compre un piso de vacaciones del que se ignora el dueño no es muy de recibo. Testaferros de Delaware y Enrique Cerezo sobrevolando desde las mesas de mus de Marbella componen un panorama de aúpa.

Para los amigos de Nacho les queda el consuelo de que Mariano en el pecado lleva la penitencia. No han pasado sino unas horas y ya ha saltado la Espe con una de las suyas, esto es, que de dejar la presidencia del partido, las listas o el programa nada de nada, que ella no es un monigote. Todo es mentira porque, primero, ella es un monigote asalta guardias y, segundo, porque quiere el partido para continuar las cacicadas y darle enchufes a todos los corruptos que se le ocurran, como ha hecho siempre.

Rajoy va a tardar sólo unos minutos en darse cuenta de la que ha armado manteniendo a esta individua. Ya sabíamos que a Mariano no le importan nada los comportamientos sucios pero ahora ha incubado un huevo envenenado. Espe le desprecia porque es un plebeyo y a la Cospe no la desprecia, como diría Bogart en Casablanca, porque no llega a pensar en ella. Vaya trabajito que se ha fabricado el PP y eso que yo creo que lo de la Cifuentes  es un gran acierto, aunque nadie se vaya a referir a su persona.

Siempre he pensado, por otra parte, que entre el sur de Italia y gran parte de Galicia existían grandes similitudes. Fidelidades hasta la muerte, secretos tenebrosos, caracteres escasamente transparentes y algunas cosas más configuran dos sociedades que dan lugar a consecuencias parecidas. Este es el caso de Mariano y Ancelotti, dos personajes equivalentes. Ambos indecisos, en manos de sus mandados y tercos como mulas ya sea en los candidatos o en las alineaciones. Son igualitos.

El italiano no se entera de que tiene un equipo con una sola bombilla y la pobrecita se ha fundido. Sabe de sobra que si la cambia le pasa lo que a Benhaker con Butragueño, que el día que no lo sacó le quitaron hasta los derechos civiles. El Madrid juega con la bombilla fundida y, además, con el resto en penumbra. Y luego vienen los cambios que no hace hasta un minuto después de acabar el partido. Y yo digo que, para no sacar a los suplentes, por qué no los compra más baratos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s